lunes, 31 de octubre de 2011

Los famosos se disfrazan para acompañar a sus hijos en el Truco o Trato



Son días de fiesta y en Estados Unidos es donde más y mejor se lo pasan en Halloween. Ya hemos visto como se las gastan en algunas de las fiestas que organizan los famosos en sus casa, con mucha imaginería terrorífica, comida para aburrir y disfraces de lo más vistosos. Pero si hay alguien que lo disfruta más que nadie, son los peques de la casa.
Muchos de los que por la noche se van a bailar, beber y relacionarse con otros como ellos, tienen descendencia, y aunque la noche es para ellos, la tarde la comparten con sus hijos. Y claro, no van a ir vestidos de calle junto a los niños y niñas disfrazados. Así que, tirando de imaginación, también ellos se disfrazaron y aporrearon puertas al grito de “Truco o Trato”.
Unos, se pusieron muy en el papel, como Allison Hannigan, quien lució un original maquillaje de payaso para acompañar a su peque, que curiosamente, no iba nada maquillado. Otras, como Kate Holmes, la que ofreció una fiesta nocturna a la que acudieron todos disfrazados, se conformaron con poner caras raras mientras andaba con sus hijas. Que también es una opción.

Hubieron disfraces de todo tipo, y no solo fue eso lo bonito, sino que la cara de felicidad de los progenitores rivalizaba con la de sus hijos, que disfrutaron de lo lindo acompañados por sus papis y mamis vestidos como ellos y haciendo las mismas barrabasadas que ellos.
Bueno, excepto la familia de Liz Hurtley, a los que no se veía la cara. Su disfraz era una especie de cruce entre ladrones y ninjas con vaqueros, que les permitía pasar, más o menos, desparcibidos. Pero como en toda familia, hay alguíen que destaca y en esta ocasión era la chica del picnic, que iba de un llamativo color rosa que destacaba.
El sombrero de copa de Hugh Jackman, la corona de flores de Jaime Lee Curtis, el antifaz de Kate Winslet o los huesos de Christina Aguilera fueron algunos de los complementos que se vieron por las calles de Estados Unidos en una celebración tan señalada y que tanto gusta a los dentistas, porque no veas como se ponen de dulces los pequeñajos…











0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada